Dolor de espalda en el embarazo

Estar embarazada implica numerosas sensaciones positivas y bonitas relacionadas con la llegada de un nuevo miembro a la familia. :) Sentir al bebé, ver cómo crece, comprobar su desarrollo poco a poco y el mayor de todos, conocerle el día del parto. Eso sí, en muchas ocasiones el camino es algo sacrificado para la madre fruto de los cambios de talla y peso, número de embarazos y cesáreas previas, grados de actividad física, horas de sueño, antecedentes en ciertos tipos de dolor… :(

Nos ponemos técnicos!!!

Un estudio realizado en 1.158 embarazadas de más de 7 meses concluye que más del 70% de las mujeres padece dolor lumbar durante el embarazo, el 65% dolor pélvico y, cerca de la mitad, ciática*. Y lo importante… ¿Podrían haberse evitado?

En relación al dolor lumbar, el factor asociado a mayor riesgo de padecerlo es haberlo sufrido previamente. Eso sí, las molestias en la zona se producen, fundamentalmente, en el tercer trimestre del embarazo por la importante carga que supone para los músculos lumbares. Pero si fortalecemos los músculos abdominales y los glúteos, controlamos el aumento de peso y nos mantenemos activas ¡podemos combatirlo! :)

En valle36, con el método Pilates, conseguimos que las molestias desaparezcan o se mitiguen en gran medida a través de los estiramientos y el fortalecimiento muscular

Álvaro Bargues, fisioterapeuta e instructor certificado en método Pilates.

También puede ayudarte: no llevar zapatos de tacón alto (se recomienda entre 2 y 3 cm de altura), no cargar con peso y adoptar posturas adecuadas.

Por ejemplo, si necesitas coger algo del suelo, lo más importante es hacerlo flexionando las rodillas y con la espalda bien recta. Así no te harás daño y evitarás posibles dolores

Álvaro Bargues.

La ciática, por otro lado, se asocia a adoptar malos hábitos posturales, entre otros factores. En este sentido, es importante sentarse adecuadamente, con la espalda recta y apoyada (puedes ayudarte de cojines), levantarse y acostarse lentamente… Truquillos que pueden prevenir situaciones algo incómodas que es mejor evitar.

Así que ya sabes… Si todavía estás a tiempo de evitar estas molestias ¡toma nota! y si ya las padeces… la fisioterapia y el método Pilates son tu respuesta… ¡No sufras y coge el toro por los cuernos! ;)

*Estudio “La prevalencia del dolor lumbar y el dolor pélvico en las embarazadas, y factores asociados a un mayor riesgo de padecerlos”.

 

Valle36 crea para vosotros MamiTown, un canal audiovisual y comunidad de contenido especializado en embarazo, maternidad y cuidados del bebé.

Resumen
Nombre del artículo
Dolor de espalda en el embarazo
Autor
Descripción
Estar embarazada implica numerosas sensaciones positivas y bonitas relacionadas con la llegada de un nuevo miembro a la familia. :) Sentir al bebé, ver cómo crece, comprobar su desarrollo poco a poco y el mayor de todos, conocerle el día del parto. Eso sí, en muchas ocasiones el camino es algo sacrificado para la madre fruto de los cambios de talla y peso, número de embarazos y cesáreas previas, grados de actividad física, horas de sueño, antecedentes en ciertos tipos de dolor… :(